por Carolina Vera Anders

En esta temporada Primavera/Verano 20/21 la moda y tendencias son reflejo de lo que hemos vivido en estos últimos meses, y de cómo creemos que serán los próximos que están por venir.

 

Nos encontramos frente a nuevos desafíos, nos recuperamos, nos reformulamos, de cierta manera recuperamos nuestra libertad. Todo lo anterior, seguramente se verá reflejado en la manera de usar y elegir cómo y qué usaremos. Conviven más que nunca la diversidad de estilos y cobran protagonismo las prendas que resultan versátiles y funcionales por sobre las demás.

 

Después de largos periodos de confinamiento la búsqueda de la comodidad se hace presente en estilos más informales, en tanto los efectos posteriores harán que posiblemente continúe esta tendencia. Por otra parte también, aparecerán los más diversos looks para lucir en todas las oportunidades que se nos presenten.

 

Considerando que hoy más que nunca estamos en un entorno cambiante, lo que se vislumbra como tendencia para esta temporada puede que finalmente no se vea tan claramente en las tiendas de moda, pero la apuesta se detalla a continuación:

 

1. Años 70’s, 80’s y 90’s

La nostalgia y estilo bohemio, inspirado en el espíritu libre de toda una época en donde prendas ligeras, transparencias, bordados, múltiples texturas y superposiciones se sumaban a looks informales para el día y la noche. Podemos mencionar los vestidos largos ligeros y románticos con estampados florales. El espiritú transgresor y alocado de los 80's y 90's revive en poleras con prints rockeros. También vemos el denim en todo tipo de prendas, pantalones y jeans mom o boyfriends, entre otros.

 

2. Looks Sporty

Los aires deportivos ya son un clásico urbano, dejaron de ser sólo funcionales, para instalarse como parte de un estilo casual imprescindible. Son perfectos para sumar toques sporty a conjuntos más estructurados o sastreros, y looks casuales adquieren un toque más relajado. Aquí destacan las zapatillas, polerones, joggers y poleras.

 

3. Mangas protagonistas

Mangas globo, acampanadas, con volados y detalles que las harán el foco en poleras, blusas y vestidos.

4. Figuras Fluidas

Las texturas ligeras y fluidas, como seda y chiffon aportarán liviandad y aires de libertad.

 

5. Sastrería

Los conjuntos sastreros, que ya se vieron en la temporada pasada, se mantendrán como piezas fundamentales. Veremos pantalones o bermudas combinados con blazers con hombreras cada vez más importantes, inspirados en mujeres cada vez más empoderadas.

 

6. Pantalones Tiro Alto

El tiro alto se impone fuertemente, muy sentador para todo tipo de cuerpo, ya que estiliza y genera un efecto visual de piernas mas largas. Aquí conviven los cortes campana, flare o pata de elefante, recto y los pitillos.

 

7. Escote “V” Profundo

El escote V es uno de los más sentadores por genera un efecto visual que alarga el cuello. Los escotes en "V" serán más profundos y los cruzados son parte no solo de vestidos, sino también de enteritos cortos y largos.

 

8. Estampados Florales

Las flores siempre están presentes, pero prometen ser protagonistas en esta temporada. En versiones maxi y pequeñas, coloridas o sobre negro, se llevarán en vestidos, blusas, pantalones y enteritos.

9. Botas

Las botas dejan de ser un ítem exclusivamente de invierno, y pasan a ser el complemento ideal para llevar con vestidos largos y cortos, shorts y enteritos, desplazando en parte a los botines, muy utilizados en temporadas pasadas. Las vaqueras, las de taco fino o cuadrado de altura media y las polo son una buena idea.

Estas son sólo algunas de las tendencias propuestas para esta temporada. Lo más importante es tomar la que más te identifique y potenciar tu propio estilo.

¿Cuál de estas es tu tendencia favorita?